La venta de camiones pesados continúa a la baja

Los pedidos de camiones pesados han disminuido considerablemente este año. Eso ocurre cuando las flotas toman entregas de las compras récord del año pasado y hacen malabarismos con los pedidos restantes.

El estimado de 16,400 pedidos registrados el mes pasado fue el más bajo en abril desde 2016, dijo FTR Transportation Intelligence.

Otra empresa de información de la industria de camiones pesados, ACT Research, dijo que los pedidos de abril fueron aún más bajos. Estimó que los autotransportistas ordenaron solo 14,800 camiones Clase 8 el mes pasado. Eso fue un 57 por ciento por debajo de abril de 2018, cuando una fuerte economía de EU impulsada por los recortes de impuestos a las empresas modificó los pedidos.

LOS CAMIONES PESADOS EN CONTRASTE CON EL 2018

Las compañías de camiones han ordenado 63,000 camiones en lo que va del año. Eso es un descenso del 63 por ciento de los 169,186 pedidos realizados durante el mismo período en 2018. Sin embargo, debido a los pedidos récord del año pasado, los fabricantes de camiones tienen una acumulación de ocho meses de vehículos para construir, dijo Kenny Vieth, presidente y analista senior de ACT.

“Continuamos afirmando que la debilidad actual de los pedidos tiene más que ver con grandes atrasos de clase 8 que con la evolución del equilibrio entre la oferta y la demanda”, dijo Vieth.

La caída de este año también se debe a las incertidumbres económicas en la industria de camiones pesados, Anne Duignan, analista de JP Morgan Research, escribió en una nota a los inversores el jueves.

“En general, los indicadores macro de EU para la demanda de camiones están mezclados”, dijo Duignan. Además, los salarios de camiones aumentaron un 3,9 por ciento interanual en febrero, el último mes disponible, lo que pesa sobre la rentabilidad de la flota.

¿CANCELACIONES?

La economía de Estados Unidos creció a un 3,2 por ciento más fuerte de lo esperado en el primer trimestre. La mayoría de los economistas predicen que la tasa se desacelerará a finales de este año. Eso podría dar lugar a cancelaciones de pedidos ya realizados.

Las flotas están manteniendo la mayoría de los pedidos en los libros por ahora. Algunos están siendo reprogramados para que los camiones pesados se produzcan antes en fábricas con vacantes disponibles, dijo Don Ake, vicepresidente de vehículos comerciales de FTR.

Recuerdan lo que sucedió el año pasado cuando necesitaron camiones, pero no pudieron obtener suficiente de ellos, dijo Ake.

Se espera que los nuevos pedidos se mantengan suaves hasta que el pedido para 2020 comience este otoño, dijo Ake.

Las tarifas de transporte continuaron cayendo en abril, ya que la cantidad de camiones pesados disponibles superó la cantidad de cargas, dijo DAT Solutions. DAT realiza un seguimiento de las tarifas de los envíos al contado y por contrato. La demanda estacional está comenzando a elevar las tasas a lo largo de las rutas donde se mueven las frutas y verduras, dijo la compañía.

“En marzo y realmente en el primer trimestre en total, el tonelaje se vio afectado negativamente por las malas tormentas de invierno en gran parte de los EU”, dijo Bob Costello, economista jefe de las American Trucking Associations.

¿MEJORA?

La demanda de transporte debería mejorar en el período de abril a junio, dijo.

Las pequeñas flotas y los propietarios-operadores que persiguen lo que queda del auge del mercado de carga del año pasado compraron camiones usados de modelos más nuevos en el primer trimestre. Los precios fueron un 10 por ciento más altos año tras año, según ACT.

De acuerdo con un análisis de SJ Consulting Group y ATA, las 50 mayores empresas de camiones pesados aumentaron su participación en el mercado de alquiler del 27 por ciento al 38 por ciento de 2009 a 2018. Hay más de 500,000 autotransportistas registrados en los Estados Unidos.

En México la situación no es tan cambiante. Mientras que en 2018 vio un buen año en la venta de camiones y más en la producción de los mismos para venta local y exportación, en 2019 este crecimiento se ha desacelerado, desde la maquinaria para renovado de llantas, hasta las empresas de logística, todos se han visto afectados por una economía tambaleante y un TLC frágil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *